¡ANULACIÓN INMEDIATA DE LA EXPULSIÓN DE NATACHA SÁNCHEZ ACEÑA!

El lunes 12 de diciembre la multinacional de la distribución Carrefour inauguró en el madrileño barrio de Vallecas el primer hipermercado que abrirá las 24 horas del día los 7 días de la semana.

Desde que el PP aprobó en 2008 la Ley de Comercio de la Comunidad de Madrid, que liberalizó los horarios comerciales, Carrefour ya había abierto siete pequeños supermercados bajo la marca Carrefour Market con horario de 24 horas en diversas ubicaciones de la ciudad de Madrid. Ahora, utilizando las facilidades que las sucesivas reformas laborales del PSOE y PP ofrecen a los empresarios para que dispongan a su antojo de la vida de sus asalariados, Carrefour se lanza a abrir la primera gran superficie comercial que mantendrá abiertas sus puertas todo el día.

Lo más grave de esta noticia es que Carrefour reconoce que para abrir el establecimiento de forma ininterrumpida sólo necesita incrementar la plantilla en un 10% respecto a un hipermercado con el horario habitual de 9:00 h a 22:00 h. Las horas de apertura prácticamente se duplican, pero la plantilla sólo se aumenta en un raquítico 10%. Inicialmente Carrefour ha contratado personal específico para el turno de noche, con horario de 23 a 7 h. Pero, a medida que vayan ampliando el horario de otros centros, va a ser muy tentador para Carrefour intentar aprovechar las posibilidades legales de “flexibilización” de los horarios de trabajo, aunque sea a costa de lesionar gravemente la vida personal y familiar de sus empleadas y empleados. Ya han conseguido convertir los domingos en un día laborable más, y el siguiente paso será destruir la separación entre trabajo diurno y trabajo nocturno y acabar convirtiendo en “normal” una jornada de trabajo que se inicie, por ejemplo, a las 12 de la noche o a la 1 de la madrugada.

Y mientras Carrefour continúa atacando las condiciones laborales de su plantilla, los dirigentes de la Federación de Servicios de CC.OO., siguiendo con su vergonzosa trayectoria de persecución a los afiliados y delegados de CC.OO. que se mantienen fieles a los principios fundacionales de las Comisiones Obreras, han decidido expulsar del Sindicato durante 3 años a Natacha Sánchez Aceña, delegada de CC.OO. en el centro de Carrefour de Leganés.

La causa de esta expulsión es que Natacha promovió movilizaciones durante la negociación del Convenio de Grandes Almacenes para intentar limitar el trabajo en domingos y festivos, “contraviniendo las directrices de la Ejecutiva de la Sección Sindical y de la Federación de Servicios de CCOO”. Desconocemos cuáles eran esas “directrices” ya que, como viene siendo habitual, los dirigentes de nuestro sindicato no acostumbran a compartir con la afiliación su estrategia de negociación de los convenios, pero a la vista del expediente abierto a Natacha y del contenido del Convenio de Grandes Almacenes firmado por CC.OO. el 4 de mayo se concluye que la intención de los dirigentes de la Federación de Servicios era precisamente facilitar la apertura en domingos y festivos, abriendo las puertas a que la patronal de Grandes Almacenes se decida a extender la jornada laboral a las 24 horas del día los 7 días de la semana.

Los afiliados y afiliadas de CC.OO. no podemos seguir tolerando estos atropellos a la democracia interna del Sindicato y a los derechos de la clase trabajadora. Los dirigentes de la Federación de Servicios han vuelto a demostrar que son unos simples peones de la Patronal y que constituyen un serio obstáculo a la lucha de los trabajadores y trabajadoras por sus derechos. Son ellos los que deben ser excluidos del Sindicato y no Natacha Sánchez Aceña.